jueves, 25 de julio de 2013

Cthulhu

Pues éste malo maloso ha sido mi último amigurumi.

De nombre impronunciable (bueno, me lo pronunciaron, pero cualquiera se acuerda) este bichejo super maligno se ha ido a casita de un muchachuelo muy fan(-tástico) como regalito inesperado.

Es un patrón gratis, bastante sencillo y sin grandes complicaciones, apenas algo mas grande que un vaso de cristal. A mi gusto a destacar lo curioso de como se van creando las alitas y lo increíblemente mono que un bicharraco tan feo queda una vez amigurumizado.

Para prentender matarnos a todos hasta dan ganas de llevárselo a casa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada